lunes, 29 de junio de 2009

Mecanismos

Por Lucrecia Martel *

"¿Con qué mecanismo tan perfecto y sofisticado hemos logrado no sentir, no tener ningún remordimiento a la hora de irnos a dormir o de estar comiendo, sobre todos los que no están en esta situación, sobre toda la gente que sufre, la gente que no come? ¿Cómo puede ser que esté tan acabado el sistema, como para que nos permita no hacernos responsables del dolor de los demás, o de la desaparición de los demás, como para que nos dé lo mismo?

(…)

Todo esto lleva años: en la escuela primaria, en la escuela secundaria, toda la educación de nuestra familia, la universidad… Son todas las preocupaciones diarias por las cuales no podemos preocuparnos, no hay tiempo para preocuparse de los demás… Y hablo de Latinoamérica, no de Tokio, donde puede haber un hombre muerto durante seis horas en el tren y nadie se da cuenta que está muerto, o lo que pasó en aquel hospital, donde aquella mujer cayó muerta en una guardia, y durante 24 horas nadie recogió el cuerpo. Los mecanismos de no ver, del olvido, los mecanismos para desentenderse son tan sofisticados, son además tan elegantes..."


* Fragmento de una entrevista publicada en la revista Lumiére.

4 comentarios:

Bruno dijo...

Es difícil de responder

mge dijo...

En La Niña Santa, el personaje de María Alche, Amanda, dice: "Veo distinto"

Imagino que darse cuenta es el primer paso hacia el hacer (iba a decir "cambio", pero la palabra está tan bastardeada, que preferí obviarla)

Igual, el hecho de que exista gente como Martel es un triunfo. El sistema no puede con algunos.

Caro dijo...

Es cierto. La pregunta tal vez no tenga respuesta. Pero mientras exista la pregunta, existe la diferencia.

Muchas veces nos preguntamos qué es un artista. Un artista (uno realmente grande) es aquel que formula preguntas como Martel. Cuando ya no podamos distinguir entre lo humano y lo que no lo es, desaparecerá la pregunta. Y nuestra especie también.

Franco Krí dijo...

La pregunta de Lucrecia es genial, es movilizadora, es la sutileza de la crítica. Creo que la respuesta global no es tan difícil de responder: el mecanismo no es intrínseco en cada uno de nosotros está afuera y se trata de el sistema capitalista. Y no está "tan acabado el sistema" como dice Lucrecia; está perfectamente estructurado para generar este tipo de sensaciones en nosotros y pensar que son "naturales", parte de nuestra esencia.